Declaraciones y comunicados

Declaración del Grupo de Trabajo CLACSO Crisis y economía mundial ¡Repudio total al golpe criminal en Bolivia!

Frente al avance del golpe de Estado en Bolivia que diez días después carga sobre su conciencia  más de 50 muertos, cientos de heridos y más de mil detenidos, el Grupo de Trabajo de CLACSO, Crisis y economía mundial, repudia la represión y la violación a la constitucionalidad de Bolivia.

El golpe en nombre del racismo y el fundamentalismo pentecostés, encabezado por policías, militares y la vieja oligarquía e instigado por el imperialismo yanqui, demuestra que el huevo de la serpiente fascista sigue anidado en las cloacas y emerge con violencia, por todos los medios, para detener el avance de la lucha popular y, en particular, en Bolivia, contra los pueblos originarios.

Frente a los avances económicos y sociales que el gobierno democrático popular y antimperialista del presidente Evo Morales y del Vicepresidente, Álvaro García Linera alcanzaron a partir de la recuperación de la dignidad indígena con el reconocimiento constitucional de la identidad plurinacional del país,  los viejos poderes de facto imponen el golpe para revertir la recuperación de los recursos naturales estratégicos para la nación (el gas y el litio).  Recordemos que el gobierno de Evo Morales nacionalizó el gas, el agua, la producción eléctrica y la  minería lo que posibilitó el inusitado crecimiento económico del país, muy por encima de la media regional.

En territorio boliviano se encuentra una de las mayores reservas de Litio, mineral que se utiliza para la fabricación de baterías de celulares, autos eléctricos, drones y otros artefactos eléctricos.

Recientemente el gobierno de Morales realizó un acuerdo con China por millones de dólares para explotar ese mineral y lanzó un auto eléctrico “Quantum” de fabricación boliviana.   Esto puso en alerta a las transicionales mineras de EEUU y Canadá que aspiran a explotar el yacimiento de litio.

El imperialismo estadounidense intenta recuperar el control de las “riquezas naturales” latinoamericanas, es decir el saqueo de nuestros bienes comunes, en el marco de  la guerra comercial con China y la crisis de la economía capitalista mundial que se arrastra desde 2008.  En la disputa geopolítica Trump acrecienta la presencia del pentágono en la región y estrecha relaciones con las fuerzas armadas locales para hacer valer los intereses económicos de las multinacionales en nuestros países.

Denunciamos y rechazamos también el servilismo de Luis Almagro, presidente de la OEA, ese viejo ministerio de colonias del imperialismo yanqui, que no denuncia el golpe ni la represión en Bolivia, y que no solo ha violentado la soberanía de nuestros pueblos, de Venezuela en primer lugar; ha pretendido convocar al TIAR para invadir militarmente a Venezuela, y reconocido a los autonombrados presidentes, a los espúreos, ayer en Venezuela y hoy en Bolivia. Exigimos su renuncia.

Nos solidarizamos con el pueblo boliviano en resistencia y con la lucha de nuestros hermanos en Haití, Chile y Ecuador.

Convocamos a todos a multiplicar la solidaridad con la lucha y resistencia de los pueblos de Bolivia y Nuestra América.

¡Repudio total al golpe criminal!

¡Vivan las luchas populares de Nuestra América!

Noviembre de 2019
Declaración del Grupo de Trabajo CLACSO
Crisis y economía mundial